Desde Sarria, ganadería Casa Don Manuel

Manuel López Vázquez, al frente de la ganadería familiar Casa Don Manuel.

Situada en el lugar de Sucarral, en la parroquia de Louseiro, en Sarria (Lugo), Casa Don Manuel es una de las ganaderías socias de AIRA centrada en la producción de leche. Al frente de esta granja familiar se encuentra Manuel López Vázquez, quien tomó el relevo de sus padres. Manuel es la tercera generación especializada en el vacuno, en sus orígenes era ganado de carne y a partir de mediados de los ochenta sus padres optaron por la producción de leche.

En casa Don Manuel llevan tiempo apostando por una producción sostenible y confortable para sus animales, lo que acreditan sellos como la certificación en bienestar animal o de buenas prácticas de calidad higiénica. Además, en estos últimos meses también está siendo una de las ganaderías que participa en un estudio para la medición y reducción de los gases de efecto invernadero desarrollado por Agaca y en el que están participando otras ganaderías socias de AIRA.

En la granja Casa Don Manuel todo el rebaño es de raza frisona. Tiene 125 animales en producción, unas 20 vacas secas y la recría son alrededor de 100 animales. “Toda la recría de la granja es propia. En ciertos momentos tenemos excedentes, pero procuramos no sobrecargarnos de animales, por lo que cruzamos mucho con carne”, explica Manuel.

Su producción se sitúa por encima de los 39 litros por vaca y unas calidades de 3,62 de grasa y 3,27 de proteína, con un recuento de entorno a las 100.000 células somáticas y una bacteriología por debajo de 10.000.

“Barajamos comenzar la genotipar nuestros animales y estamos estudiando las posibilidades que puede ofrecer producir leche A2A2”

En esta ganadería funcionan con el programa de apareamiento de Africor Lugo, y ya comenzaron a trabajar con toros A2A2. “Barajamos comenzar la genotipar nuestros animales y estamos estudiando las posibilidades que puede ofrecer producir leche A2A2, dada la rentabilidad que pueda proporcionar”, explica el ganadero. Casa Don Manuel es una de las ganaderías que comercializa su leche a través de la cooperativa.

Las garantías de la mezcla húmeda de AIRA

Hace 10 años que en la ganadería se decidieron a utilizar el servicio de mezcla húmeda que gestiona AIRA en Sarria, que le proporciona cada día la ración para alimentar su ganado con forrajes de calidad. “Puede que sea un poco más caro que realizar los ensilados y las raciones en la granja, pero es más estable y cómodo. Te ofrece la tranquilidad de tener garantizado el forraje para el ganado durante toda la campaña y además es una ración homogénea y de calidad”, concreta el ganadero.

“La mezcla húmeda te ofrece la tranquilidad de tener garantizada una ración homogénea y de calidad durante toda la campaña”

La ganadería gestiona unas 42 hectáreas de maíz, que vende directamente a la cooperativa para abastecer la planta de mezcla húmeda de Sarria, y de la que luego es también cliente. Además, cultiva otras 35 hectáreas de raigrás, de las que vende una parte de ellas también para el centro de mezcla húmeda de Sarria y el resto lo emplea directamente para alimentar vacas secas y novillas.

Manuel también trabaja con la cooperativa en otros ámbitos de la ganaderías como los servicios veterinarios o los abastecimientos, como los abonos y fertilizantes o las semillas para el maíz y la hierba. Junto con Manuel, en esta granja también trabajan dos empleados, además del padre de Manuel que aún colabora en diversas tareas y aportando su experiencia.

Publicado en el boletín de AIRA de julio de 2021.